Sin salas de espera, cortes de cabello en seco y el uso de mascarillas obligatorias son algunas de las nuevas medidas para disminuir el riesgo de contagios de COVID-19.

 

Stefany Jovel

 

El negocio de los servicios de belleza está cambiando radicalmente a medida que la ciudad de Toronto, y el resto de Canadá, regresa a la normalidad. Desde que los negocios tuvieron la luz verde para la reapertura, las nuevas pautas y protocolos de seguridad fueron activados, así como probables aumentos de precio y un cambio radical en la forma en que se atiende y que los negocios se comunican con los clientes.

Después de tantas semanas de cuarentena, pareciera que todos quieren cortarse el pelo desesperadamente. Es por eso que, si deseas regresar a tu salón de belleza favorito, debes tomar en cuenta los nuevos procedimientos que los salones están implementando.

Procedimientos previos y durante la cita al salón:

 

  • No hay servicio sin cita previa, los salones están haciendo uso del online Booking o reserva de cita vía telefónica.
  • Solo los clientes con reserva previa pueden ingresar al salón, y si llega temprano a la cita, debe esperar afuera del local.
  • En la mayoría de salones de belleza, el cliente debe llegar con el cabello limpio y recién lavado, ya que no se está realizando este servicio en específico para minimizar el contacto físico.
  • A los clientes se les realizará un cuestionario de salud, que incluye preguntas como: si ha experimentado algún síntoma similar a COVID-19 en los últimos 14 días, si ha estado en contacto con alguna persona con síntomas, si ha viajado recientemente o si tiene alguna condición médica subyacente.
  • La mayoría de los locales realizan controles de temperatura para determinar si el cliente está experimentando síntomas similares a los de la fiebre. En caso afirmativo, el salón de belleza puede rechazar el ingreso de la persona.
  • Una vez que el cliente pasa estas pruebas, debe desinfectar sus manos antes de entrar.
  • Toda persona que ingrese al salón de belleza debe usar una mascarilla en todo momento. En lo posible, los salones de belleza están solicitando a los clientes que no lleven cartera u otras pertenencias personales, basta solamente con teléfono y tarjeta de crédito o débito.
  • El pago digital o por tarjeta es el más utilizado, la mayoría de lugares ya no aceptan dinero en efectivo.

Al mismo tiempo, internamente en los salones implementan diferentes tipos de medidas para evitar la aparición del virus dentro de los negocios y disminuir el riesgo de contagio.

 

  • Los salones desinfectan todas las superficies que el cliente toca con frecuencia (mesas, mostradores, teléfonos, productos, etc) ya sea cada dos o cuatro horas, y las manijas de las puertas cada hora.
  • La máquina de débito también se desinfecta entre cada uso.
  • Entre cada cita, los estilistas programan un tiempo de 15 minutos para limpiar completamente su área de trabajo. Esto incluye barrer el cabello, limpiar la silla y el espejo con un desinfectante.
  • Todas las herramientas se lavan con agua y jabón, y posteriormente se desinfectan. Esto incluye peines / cepillos, tijeras, botellas de productos y accesorios.
  • Al aplicar cualquier producto, el colorista o estilista debe desinfectar sus manos, además de minimizar el contacto y conversación con los clientes durante el servicio.

 

Comments