APOYO. El gobierno liberal se ha enfocado en leyes que benefician a los trabajadores migrantes, a las parejas abusadas y a los residentes con familiares no declarados

Buenas noticias para las comunidades inmigrantes en Canadá. A partir de esta semana, los trabajadores temporales extranjeros ya pueden abandonar las situaciones laborales abusivas en que se encuentren dado que contarán con un permiso abierto para trabajar con cualquier empleador.

De nuestra redacción

TORONTO. Los trabajadores migrantes que se encuentran en Canadá con un permiso de trabajo específico para un determinado empleador recibirán nuevas protecciones en caso de que se encuentren en una situación de abuso o explotación.

A partir del 4 de junio, los trabajadores en circunstancias abusivas o de explotación ya pueden solicitar un permiso de trabajo abierto, dijo el viernes el ministro de Inmigración, Ahmed Hussen, en Winnipeg, agregando que “ningún trabajador debe temer perder su trabajo cuando se les maltrata en su lugar de trabajo”.

Cuando se presente una solicitud para un permiso de trabajo abierto por motivos de abuso, el empleador también se enfrentará a una inspección de cumplimiento. Recientemente, más de 160 empleadores fueron encontrados que violaban las normas laborales y fueron sujetos a una sanción financiera o una prohibición de contratar trabajadores extranjeros.

También, a partir del 26 de julio, los recién llegados a Canadá que experimentan abuso familiar podrán solicitar un permiso de residencia temporal, el cual estará exento de pago. Este permiso otorgará el estatus de inmigración legal en Canadá e incluirá un permiso de trabajo y cobertura de atención médica, dijo Hussen.

“Ninguna pareja (esposo o esposa) debería tener miedo de perder su estatus migratorio en lugar de escapar del abuso”, dijo Hussen, acuñando el slogan de ‘No temas más’.

El nuevo proceso de permiso está abierto a los ciudadanos extranjeros que aún no hayan obtenido el estatus de residencia permanente, y cuyo estado depende de su cónyuge o pareja abusivo.

Además, el gobierno federal está lanzando un proyecto piloto que permitirá a un refugiado legal o a un inmigrante que no haya declarado a un miembro de su familia, la oportunidad de patrocinarlo si este es un miembro de la familia inmediata.

En el pasado, el hecho de no declarar a un miembro de la familia significaba que un inmigrante legal no podía patrocinar a ese miembro de la familia en el futuro.

“El proyecto piloto para el patrocinio de familiares no declarados anteriormente durará dos años, desde el 9 de septiembre de 2019 hasta el 9 de septiembre de 2021. Las solicitudes que ya están en proceso también se beneficiarán de este proyecto piloto”, dijo el gobierno en una declaración.

A principios de este año, Hussen anunció nuevos proyectos pilotos para niñeras y cuidadores temporales extranjeros, con los cuales reemplazó programas que habían sido duramente criticados por mantener a las niñeras y a los cuidadores de enfermos y ancianos atrapadas en lugares de trabajo abusivos y apartados de sus familias.

Bajo esas dos nuevas iniciativas que tendrán una duración de cinco años, las niñeras y los cuidadores ahora pueden traer a familiares con ellos a Canadá, y es más fácil para ellos convertirse en residentes permanentes.

Comments