El gobierno de Canadá anunció que se está preparando para realizar pruebas de inmunidad COVID-19 de forma masiva, luego de haber adquirido unos 140 mil kits de pruebas de serología.

De nuestra redacción:

Las muestras de sangre recogidas de decenas de miles de canadienses pronto serán analizadas para detectar signos de anticuerpos contra el COVID-19, ya que el gobierno federal busca saber cuántas personas ya han contraído el nuevo coronavirus.

La Dra. Theresa Tam, jefa de salud pública de Canadá, dijo que está entusiasmada con la asociación entre el grupo de trabajo de inmunidad nacional y los organismos de sangre de Canadá, los Servicios de Sangre de Canadá y Hema-Quebec.

Las dos organizaciones ya han recogido “decenas de miles” de muestras de sangre de canadienses que se utilizarán para las pruebas iniciales de inmunidad en todo el país. Todo lo que están esperando es la llegada de los kits de prueba, que ya están en camino.

La ministra de compras federales, Anita Anand, dijo ayer que se ha firmado un contrato para comprar 140 mil kits de pruebas de serología a Abbott Laboratories. El ministerio de salud de Canadá aprobó las pruebas de serología de Abbott el 21 de mayo, pero el proceso de adquisición tardó varias semanas en salir adelante.

“Estos kits desempeñarán un papel importante en el seguimiento de la amplitud de la propagación del COVID-19”, dijo Anand.

Las pruebas, que buscan los anticuerpos creados por el cuerpo humano después de la exposición a un virus, ayudarán a determinar quién ha tenido COVID-19, qué poblaciones son más vulnerables a nuevos brotes, si tenerlo hace que alguien sea inmune a más enfermedades y cuánto tiempo podría durar esa inmunidad.

Saber toda esta información guiará a los gobiernos a la hora de decidir qué medidas de salud pública aplicar si, o cuando, una segunda ola de COVID-19 comienza a llegar a Canadá. También puede ayudar a orientar las decisiones sobre a quién vacunar primero si una vacuna COVID-19 está disponible.

Debido a que algunas personas contraen el COVID-19 pero no muestran síntomas, y debido a que las pruebas generalizadas para detectar el virus que causa el COVID-19 no se convirtieron en la norma en la mayoría de las provincias hasta hace poco, los expertos en salud pública reconocen que el número de personas que se han infectado realmente excede el número de casos reportados.

Hasta el miércoles, más de 99.400 canadienses han dado positivo en COVID-19 desde finales de enero, pero el grupo de trabajo de inmunidad se encarga de trabajar con las provincias para averiguar cuántos casos pasaron desapercibidos.

Anand también proporcionó una breve actualización sobre los esfuerzos generales para introducir equipo de protección personal en el Canadá, diciendo que un nuevo envío aéreo con máscaras, batas y otros dispositivos aterrizará en  Canadá el próximo miércoles.

Cuatro barcos ya han atracado en el Puerto de Vancouver, trayendo 500 mil litros de desinfectante de manos, y más barcos llegarán durante el verano, dijo Anand.

Canadá ya ha obtenido y distribuido 3,1 millones de máscaras N95 a las provincias para que los utilice el personal sanitario de primera línea. También se han fabricado 17 millones de protectores faciales, la mayoría de ellos en Canadá, por empresas que reequiparon sus líneas de producción.

Comments