El programa de ayuda económica que fue lanzado para contrarrestar los estragos causados por la pandemia del COVID-19 llega a su fin en septiembre y transaccionará a otro programa gubernamental.

Rodrigo Díaz M.

El primer ministro, Justin Trudeau, anunció hoy que el gobierno federal planea la transición de los beneficiarios del Beneficio de Respuesta de Emergencia de Canadá (CERB, por sus siglas en inglés) al programa de Seguro de Empleo (EI, por sus siglas en inglés) cuando el programa de ayuda por coronavirus de 80 mil millones de dólares termine este otoño,

Canadá también creará un “beneficio paralelo de transición” similar al del seguro de desempleo para las personas que no califican para el subsidio de desempleo, como los trabajadores que trabajan por contrato o por temporada.

“Incluirá el acceso a la formación, y la posibilidad de trabajar más horas y ganar más dinero mientras se recibe el beneficio”, dijo Trudeau.

“Pretendemos cubrir a todos los habitantes de Canadá que buscan trabajo con un mejor sistema de EI del siglo XXI”.

El último período de pago programado del CERB es el 26 de septiembre. El beneficio de ingresos personales sujeto a impuestos, lanzado a principios de abril, proporciona 2 mil dólares mensualmente a los solicitantes que reúnan los requisitos y que hayan perdido su trabajo debido a las repercusiones económicas de la pandemia del COVID-19 a partir de mediados de marzo.

Hace algunas semanas, el gobierno federal extendió la duración del programa CERB hasta el verano. Los solicitantes elegibles pueden reclamar el beneficio por un máximo de seis períodos de cuatro semanas.

Según el sitio web del gobierno, Canadá ha transferido 62.75 billones de dólares a 8.46 millones de solicitantes a partir del 26 de julio.

Trudeau dijo que en las próximas semanas se darán a conocer más detalles sobre “lo que vendrá después del CERB”.

Añadió que el gobierno también hará una “prestación por enfermedad y cuidados” para las personas que contraigan el virus (o que tengan un familiar que lo haya hecho) y que no tengan cobertura a través de su trabajo.

El primer ministro prometió que las primas de la IE no serán aumentadas “durante este tiempo difícil” y también anunció que el gobierno federal está extendiendo la Asistencia de Emergencia para Alquileres Comerciales de Canadá hasta el mes de agosto.

Según un comunicado de prensa del departamento de finanzas, el programa de apoyo a la renta de las pequeñas empresas ha ayudado hasta ahora a 63 mil inquilinos y ha repartido 613 millones de dólares en ayuda financiera.

Comments